Estos cinco alimentos tienen mucho más azúcar del que podrías pensar

Vas al supermercado y te acercas a la sección de yogures. Como estás intentando comer mucho más sano, decides elegir los que son «bajo en calorías y endulzado con stevia». Crees que has hecho una excelente compra, pero te equivocas. Y es que hay alimentos que tienen más azúcar del que piensas.

El azúcar está presente de forma natural en frutas y endulzantes como la miel o el agave. Sin embargo, existen muchos alimentos que contienen azúcar añadido. Esto quiere decir que puede que estemos consumiendo más del que necesitamos. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) con 25 gramos al día es suficiente, unas seis cucharadas de café. Pero ¿lo cumplimos?

Lo utilizamos en las hamburguesas y kebabs, entre otras opciones, y está realmente delicioso. Pero, desconocemos lo que esconde y es que una cucharada de café contiene hasta 4 gramos de azúcar. Podemos hacernos una idea de la gran cantidad de azúcar que consumimos cuando giramos el bote y ponemos kétchup en nuestra hamburguesa sin miramientos.

¿Por qué el pan de molde lleva azúcar? Para darle ese sabor tan agradable que lo convierta en adictivo, pues el azúcar lo es. Según el proyecto Sin Azúcar, dos tostadas de pan de molde tienen unos 6 gramos de azúcar, es decir, una cucharada y media de café. Si hacemos las cuentas de cuánto pan consumimos al día, ¿es probable que consumamos demasiado azúcar?

Bajo en calorías, 0%… debemos tener mucho cuidado con esto, pues suele estar destinado a vender, más que a decirnos la verdad. Existen yogures 0% que llegan a tener, según Sin Azúcar, 16,2 gramos de azúcar por yogur. Esto quiere decir que como nos comamos dos estaremos superando, con creces, la recomendación de la OMS.

Sí, al parecer solo contienen sal, pero también azúcar. Las galletas o galletitas saladas pueden llegar a tener hasta 7,1 gramos de azúcar por paquete de 100 gramos. Esto puede parecer poco, pero este tipo de aperitivos resultan adictivos y un paquete, en ocasiones, incluso nos sabe a poco.

Las bebidas vegetales que no contienen ni lactosa ni gluten se han convertido en una alternativa a la leche de vaca. Sin embargo, también contiene una cantidad importante de azúcar. Por cada 300 ml, se estima que hay 24 gramos de azúcar. Por cada taza más un cuarto, estaríamos cerca de cumplir la meta de los 25 gramos diarios de azúcar.

Si en un solo día desayunáramos una taza con bebida de almendras, con un yogur 0% y, después, en el momento de comer nos hiciéramos una hamburguesa a la que le añadiésemos kétchup sin medir la cantidad, estaríamos superando notablemente la cantidad de azúcar diaria que recomienda la OMS.

Los excesos siempre son perjudiciales. Por eso, no dejarnos guiar por lo que pone en los envases y leer bien la información nutricional de cada producto es fundamental. Solo así, conseguiremos evitar consumir demasiado azúcar que nos puede llevar a tener problemas de obesidad y favorecer la aparición de enfermedades cardiovasculares.