El Gobierno sigue sin ofrecer datos por edades de los muertos y contagiados de coronavirus en España

El Gobierno sigue sin ofrecer datos por edades de los ya más de mil muertos y casi 20.000 contagiados de coronavirus en España. En la rueda de prensa ofrecida este viernes por el comité de gestión de la crisis del Covid-19, que se celebra de forma telemática para cumplir con las normas de seguridad, no se ha leído -y por tanto tampoco respondido-, ninguna de las varias preguntas que los periodistas habían enviado a la Moncloa para obtener más información sobre la edad de los muertos y contagiados.

La única información relativa a la segregación de los datos ha sido la de por comunidades autónomas. El director de Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, ha expuesto un mapa de la incidencia de la pandemia en las diferentes autonomías.

Tras mostrarlo, Simón ha subrayado que las zonas más claras (como Andalucía, Galicia o Comunidad Valenciana) no quiere decir que no haya riesgo en ellas, sino que «están ahora en evolución», al tiempo que ha insistido en que el objetivo es mantenerlas claras y las oscuras, que reduzcan el número de casos.

Al ser preguntado por la elaboración de un excel con datos diarios de las diferentes CC AA, Simón ha asegurado que el Gobierno está trabajando en ello. «No queremos ofrecer datos erróneos y queremos que los proveedores de los datos tengan tiempo para poder revisarlos antes de publicarlos, hay que asegurarse antes de que los datos son reales», ha explicado.

Sin embargo, sobre la segregación por edades, este viernes no han respondido ninguna pregunta de la prensa. De momento, los únicos datos disponibles se ofrecieron este jueves pero de una forma muy poco detallada.

Simón ofreció este jueves las primeras estimaciones al respecto para tomarlas como una primera referencia. Así, el 33% de los casos tiene más de 65 años, alrededor de 5.600 personas, y el 18% del total, en torno a 3.000 españoles, tienen más de 75 años. En cuanto a mortalidad, según las palabras de Simón, han fallecido hasta el momento al menos tres personas por debajo de los 65 años en España.