La puerta de salida está averiada

El mantra del momento es que necesitamos pruebas serológicas para relajar (‘desescalar’) las medidas de confinamiento. El dictamen se basa en argumentos muy sólidos, porque ahora no tenemos ni idea de cuántas personas se han contagiado en España sin darse cuenta, y por tanto han propagado el coronavirus sin saberlo. Y porque tampoco tenemos ni idea de qué proporción de la población está inmunizada contra el virus, en una especie de campaña de vacunación natural. Las pruebas serológicas también nos pueden ayudar a identificar y confinar a los contagiados asintomáticos, que seguramente son el pr…