El ‘temido’ cruce con runners y peatones: ¿qué riesgo hay de contraer el virus al acercarte a alguien por la calle?

La crisis del coronavirus en España mejora lentamente, por ello el Gobierno anunció el llamado Plan transición a la nueva normalidad y para llegar a la «nueva normalidad» tenemos que pasar las cuatro fases de desescalada. Ahora mismo estamos en la fase 0 y desde el pasado sábado 2 de mayo se permite a los ciudadanos salir de forma parcial a la calle para pasear o hacer deporte al aire libre.

En esta fase surgen dudas por el miedo a contagiarse ya que nos cruzamos a mucha gente en la calle y a veces es difícil respetar las distancias de seguridad. Entonces, ¿qué riesgos hay de contagiarse al cruzar con alguien en la calle?

Cabe recordar que una persona puede contraer la Covid‑19 por contacto con otra que esté infectada por el virus. «La enfermedad se propaga principalmente de persona a persona a través de las gotículas que salen despedidas de la nariz o la boca de una persona infectada al toser, estornudar o hablar», según recoge la Organización Mundial de Salud (OMS).

La OMS sostiene que una persona puede contraer la Covid‑19 si inhala las gotículas procedentes de una persona infectada por el virus. Por eso es importante mantenerse al menos a un metro de distancia de los demás.

Pero el cruzarse con alguien durante unos segundos por la calle tiene un «riesgo cercano a cero». Así lo ha asegurado este lunes Fernando Simón, el director del Centro de Coordinación de Emergencias Sanitarias del Ministerio, en la rueda de prensa diaria tras la reunión del Comité de Gestión Técnica del coronavirus.

«Cruzarse con una persona tiene un riesgo cercano a cero, pero al estar más tiempo con una persona el riesgo se incrementa. Hay que intentar no reducir esta distancia de los dos metros, pero cruzarse unos segundos no debería ser un problema. Cuando empezamos a reducir la distancia y extender el tiempo, estas son las situaciones de mayor peligro», ha aclarado.

Añade que depende de cada situación la distancia puede ser que se extienda. Por ejemplo, cuando la gente hace deporte es una situación «en la que hay una respiración más potente y hay posibilidades de otro tipo de contacto con secreciones o fluidos» y por ello la se debe de extender hasta «cinco metros».

El doctor ha alertado de los “corros” que se forman en algunos lugares públicos. «Esas distancias acaban de no respetarse durante un tiempo suficiente como para que el riesgo de transmisión se incrementa», ha advertido.

Por ello, Simón ya había defendido que los parques y jardines permanezcan cerrados para tener un control más fácil de los ciudadanos que desde hoy salgan a hacer deporte y pasear. «El objetivo no es que la gente pueda salir a charlar entre ellos en diferentes corros, no se puede estar parado ni en corros», manifestó el pasado sábado.