Genómica de la pandemia

La actualidad política española se basa en una discusión sobre el 8 de marzo, cuando el Gobierno autorizó la manifestación feminista, un mitin de Vox y no sé qué partidos de fútbol. La actualidad científica empezó mucho antes, el 11 de enero, cuando un consorcio de investigadores de Wuhan, Shanghai y otros lugares publicó el primer genoma del SARS-CoV-2, el coronavirus recién descubierto y destinado a poner el mundo patas arriba, como hemos comprobado después con inmenso dolor. El hecho de que los científicos chinos hicieran público el genoma de inmediato fue saludado como un avance en la dificultosa tarea de gestionar la salud global. Y en efecto lo era.

Seguir leyendo