¿Qué pasaría si comieras moho?

Olvidarse de la fecha de caducidad de la comida y que al ir a comerla esté en mal estado es algo habitual.

A veces nos encontramos moho en estos alimentos y no sabemos qué hacer, si tirarlos a la basura o quitarles la parte en la que se encuentra el moho y comérnoslo.

Se trata de un hongo que podemos encontrar en seres vivos, alimentos o edificios. Según el canal Qué pasaría si, habría hasta 300.000 tipos de moho. No todos ellos son iguales, por lo que podrían «afectarte de maneras muy diferentes».

«Algunos podrían provocarte náuseas o diarrea. Otros se utilizarían para hacer quesos caros. Pero hay algunos que te podrían dejar al borde de la muerte», informan.

«Hay una bacteria invisible que puede estar junto al moho. Si te comes esta bacteria, experimentarías dolor de estómago o vómitos«, declaran.

Pero podrían haber otras consecuencias de mayor gravedad si consumes micotoxinas, ya que son «venenosas». Una de sus variantes es la conocida como aflatoxina, crece en el maíz y en los cacahuetes, y puede causar «daño hepático, cáncer, deterioro del ADN y deficiencia en el sistema inmunológico«.

Puedes comerte ese alimento, retirando la capa donde ha crecido el moho, siempre y cuando sean «duros, como quesos, zanahorias o salami» porque «son más difíciles de penetrar para el moho» y no podría «extenderse hacia el interior». En el caso de ser alimentos «blandos, como yogures, mermeladas o tomates, debes desecharlos de inmediato».

Aquí dentro va el código de Youtube