España ya es el país europeo que más muertes diarias por Covid reporta

La segunda ola de la pandemia de la Covid-19 vuelve a poner en jaque el sistema sanitario español. Una vez ya admitida por el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, el ministerio de Sanidad es el departamento nacional que más muertos diarios por Covid reporta a nivel europeo, según los datos recogidos a nivel mundial por Wordometers, que se sirve del Johns Hopkins Center.

Un repaso a los datos recogidos los últimos cinco días por los principales países europeos muestra que España, que este miércoles acumuló ya un total de 31.034 muertes y 693.556 casos confirmados con PCR positiva, es ya el país europeo que más muertes diarias añade a sus estadísticas.

Según los datos que recopila Wordometers, que se sirve de las fuentes oficiales, España añadió 168 muertes entre sábado 19 y el lunes 21, es decir, 56 casos al día -aproximadamente, pues Sanidad ha dejado de dar los datos diarios durante el fin de semana. El martes 22 sumó otros 241 fallecimientos y este miércoles 130 más.

Estas cifras son ampliamente superiores a las ofrecidas por el país vecino, por ejemplo. En Francia, las autoridades informaron de 26 muertes el sábado 19; 11 el domingo 20; 53 el lunes 21; 78 el martes 22 y 43 este miércoles 23.

En Reino Unido, donde por ahora el Gobierno de Boris Johnson ha descartado un nuevo confinamiento general pero ha impuesto otras restricciones como el cierre de bares a las 22 horas, las cifras de muertos también son inferiores a las de España. Según la citada base de datos, el sábado 19 se sumaron 27 fallecimientos por Covid; el domingo 20, 18; el lunes 21, 11; el martes 22, 37; y el miércoles 23, otros 37.

En el caso de Italia, país al que primero azotó la pandemia en Europa en marzo, las cifras ahora son más alentadoras también que las españolas. Y es que el último sábado, 19 de septiembre, el Ministero della Salute informó de 24 muertes por Covid; el domingo 20, 15; el lunes 21, 17; el martes 22, 14 y este miércoles 23, 20.

En Alemania las diferencias son aún mayores. Si el sábado 19 se registraron dos muertes por Covid, el domingo 20 fueron 4, el lunes 21, 11; el martes 22, 10; y este miércoles 23, 17.

Si nos vamos a las estadísticas de Suecia, país en el que la gestión de la pandemia ha suscitado polémica por la laxitud de sus medidas, los guarismos están todavía más alejados: el sábado 19 no reportó ninguna muerte por Covid, igual que el martes 22, el domingo 20 fueron dos personas las que fallecieron por coronavirus, el lunes 21 una solo y este miércoles 23, cinco.

En EE UU, el país más afectado a nivel mundial por pandemia -supera ya los siete millones de casos positivos y las 206.000 muertes- las cifras diarias de muertes sí superan ampliamente a las españolas. El sábado 19 se registraron 657 fallecimientos por Covid, el domingo 20, 294; el lunes 21, 384; el martes 22, 979; y este miércoles 23, 1.112.

Sin embargo, al comparar la ciudad de Nueva York (8,3 millones de habitantes), epicentro de la pandemia en el país y en el mundo durante la primera ola de la primavera, con Madrid, epicentro en esta segunda ola de verano-otoño, las cifras vuelven a mostrar una situación dramática en la capital española, donde viven 6,6 millones de personas.

El epidemiólogo español Miguel Hernán, que es profesor en la Universidad de Harvard, compara en Twitter la situación en ambas grandes ciudades. Mientras que en marzo ambas se vieron sorprendidas por la pandemia y decretaron confinamientos, en septiembre la situación está «bajo control» en Nueva York, pero es «alarmante» en Madrid. Admite Hernán que el número de casos puede no ser un fiel indicador de la expansión del virus, pues pueden darse muchos asintomáticos, pero apunta a la situación en los hospitales como indicador clave.

Mientras que en Nueva York la ocupación de los hospitales «no presenta problemas», en Madrid los sanitarios vuelven a enfrenarse a «serios problemas» por la saturación que ya están experimentando.

«Entonces, ¿qué ha pasado? Nueva York y Madrid han respondido de forma muy diferente en lo que se refiere a rastreo de contactos, número de pruebas y velocidad de reapertura«, señala el experto. De este último punto, abunda Hernán en que en la ciudad estadounidense todavía no se permite comer o cenar en el interior de los bares y restaurantes, que tienen sus aforos limitados al 25% y se prevé que este aumente al 50% el uno de noviembre.

Por último, el investigador descarta que Nueva York se esté ‘salvando’ de una segunda sacudida de la pandemia por haber alcanzado la inmunidad de grupo, pues señala que ambas ciudades han presentado el mismo porcentaje de personas que han pasado la enfermedad según sendos estudios de seroprevalencia realizados (en Madrid rondaba el 11%).